De mujeres, ciencia y patentes

Mujeres Ciencia Patentes
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Esta entrada está disponible en: English Español

El duro lado femenino de la cienciaHipatia de Alejandría

Hubo un tiempo en el que el choque entre ciencia y religión te podía costar la vida. Como prueba, el cruel final de Hipatia de Alejandría, la científica más reivindicada de la época clásica. De ser coetánea, sus teorías estarían seguras, fuera del alcance de cristianos alterados. Pero, ¿gozaría de la visibilidad que tuvo cuando su Egipto natal era una provincia romana? Posiblemente, no.

Hoy en día, por norma general, ser científico/a está mucho mejor visto que antaño… aunque a unos se les sigue viendo más que a otras. Existió un cierto halo de equidad cuando a las mujeres se les permitió acceder a la universidad. Pero, lo cierto es que la verdadera carrera con la que se encontraron las pioneras fue una de múltiples obstáculos para poder destacar del resto de colegas masculinos.

La figura de Marie Curie, la única mujer que ha ganado un Nobel en dos especialidades distintas (Física y Química) y cuya genialidad demostró al mundo, entre otras muchas cosas, que es al lado (y no detrás) de todo gran hombre donde está la gran mujer, calmó momentáneamente los prejuicios académicos. Sin embargo, la perenne (y cansina) guerra de sexos tan arraigada en nuestra sociedad sigue eclipsando la labor de las sucesoras de Curie.

11 de Febrero, la iniciativa

Mujeres Ciencia Iniciativa 11FSiglo XXI. Medio mundo tiene móvil, hace selfies en cada esquina y compra por Internet. ¡Qué modernos somos! Pero, los oficios, los sueldos, las oportunidades, las promociones, etc. continúan anteponiendo género a talento. Puede que no seamos tan modernos, después de todo.

Para frenar la brecha y lograr la igualdad, la ONU decidió actuar. El 11 de febrero de 2016 fue el primer Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia. Por su parte, la UNESCO compiló en 2019 las cifras que la I+D femenina estaba registrando en todo el mundo en el nuevo milenio. Pese a que la iniciativa quiere alcanzar en 2030 una total igualdad y más sostenibilidad, el avance está siendo muy paulatino.

En nuestro país, el grupo de voluntarias 11 de febrero lleva 5 años aportando su grano de arena a la causa STEM (acrónimo de los términos en inglés Science, Technology, Engineering and Mathematics). María García, miembro de la Coordinación, asegura que «los estereotipos de género siguen teniendo mucho peso. Aún queda trabajo por hacer, como impulsar la aparición de referentes femeninos en canales tan básicos como los libros de texto. Yo, personalmente, me decanté por informática porque me apasiona, pero no conocí a las grandes mujeres del sector hasta que no avanzaron mis clases«.

La falta de referentes femeninos es también el centro de la campaña #NoMoreMatildas impulsada por AMIT (Asociación de Mujeres Investigadoras y Tecnólogas).

Patente: femenino, singular

Mujeres Patentes Mary DixonSi para las mujeres no fue fácil empezar a inventar e investigar, tampoco lo fue patentar sus propios logros. En el siglo XVIII tenían que recurrir obligatoriamente a una figura masculina para que las suplantase en las solicitudes de los privilegios de invención si querían que los documentos pasasen a trámite. Por suerte, el siglo XIX trajo cambios.

En 1809, Mary Dixon Kies obtuvo la primera patente en femenino singular en los Estados Unidos, gracias a un innovador proceso de fabricación de sombreros. El cambio de modas hizo que Mary muriese arruinada. La mala suerte también se cebó con su patente, extinguida en el incendio que destruyó la Oficina de Patentes de Estados Unidos en 1836. A Mary se le hizo justicia en 2006 con su inclusión en el Salón de la Fama de los Inventores de EE.UU.

Mujeres Ciencia Patentes Fermina Orduña
Fermina Orduña. Ilustración de Eulogia Merle

En España, Fermina Orduña marcó la diferencia en 1865 al convertirse en la primera mujer a la que se le permitió solicitar un privilegio de invención sin mediación masculina. Suyo fue, es y será, el primer Carruaje para caballerizas para la conducción higiénica de las burras, vacas o cabras de leche para la expedición pública (Nº ES 4006H1).

En la actualidad, la tecnología y los archivos de la OMPI nos permiten conocer la evolución de la huella femenina en el terreno de la investigación a nivel mundial:

Mujeres Ciencia Inventoras OMPI
Porcentaje de Mujeres Inventoras. Fuente: OMPI IP Statistics Database

 

Incluso podemos ver la curva ascendente de participación femenina en Publicaciones PCT de los últimos 15 años, como muestra el siguiente gráfico.

Mujeres Patentes PCT OMPI
Participación femenina en solicitudes PCT. 18,7% en 2019 (un 1,6% más que en 2018) Fuente: OMPI IP Statistics Database

 

O conocer el porcentaje de publicaciones PCT presentadas por mujeres inventoras, según el país de residencia.

Mujeres Inventoras PCT
Fuente: OMPI IP Statistics Database

 

En el marco nacional, es la OEPM quien facilita las cifras de las solicitudes de patentes presentadas y las concesiones. La Oficina Española sólo hace diferenciación de género para los solicitantes particulares, pero no para los inventores de las Universidades, organismos, empresas privadas ni miembros del CSIC. En cualquier caso, entre los titulares particulares la brecha es notable:

Mujeres Patentes OEPM
Solicitudes de Patente presentadas por género
Mujeres Patentes OEPM
Concesiones de Patente a particulares según género. Las estadísticas de OEPMESTAD por género tienen en cuenta el primer titular. Fuente: OEPM

 

Pese a las adversidades, no todo son sombras para las damas de la ciencia. Poco a poco, la sociedad ya no tiene reparos a reconocer que sin cerebros femeninos estaríamos sin casas alimentadas al 100% por energía solar (patente Nº US 4034736 de Maria Telkes); programaciones informáticas (Grace Hooper); máquinas para hacer helados (patente de Nº US 3254 Nancy Johnson) ni limpiaparabrisas (patente Nº US 743801 de Mary Anderson), por poner algunos ejemplos.

Ciencia Patente Margarita Salas CSIC
El CSIC protegió el descubrimiento de Margarita Salas mediante patente norteamericana en 1989

Y un zasca para el ego masculino como cierre: la patente más rentable de España la consiguió Margarita Salas. La asturiana falleció en 2019, dejando para la posteridad la proteína ADN polimerasa (Nº US 5001050) y un proceso rápido y fiable para reproducir amplias muestras de ADN y obtener pruebas geonómicas completas. El trabajo de la investigadora ha reportado al CSIC más de 6 millones de euros en regalías y ha facilitado la vida a oncólogos, forenses y arqueólogos.

Todavía queda mucho trabajo (de laboratorio y social) por hacer. Pero, nada es imposible. Apliquémonos el consejo de Marie Curie cuando decía “debemos tener perseverancia y, sobre todo, confianza en nosotros”. Si superamos prejuicios, quizás consigamos que todos los días del calendario sean 11F.

 

 

Este artículo ha sido posible gracias a la colaboración y aportación gráfica de los siguientes: el Departamento de Estadística de la Oficina Española de Patentes y Marcas (Ministerio de Industria, Comercio, Turismo); María García de la iniciativa sin ánimo de lucro, 11 de Febrero y el Departamento de Estadística de la WIPO.

 

Jorge Domínguez
Business Development Assistant - ABG-IP
Jorge se incorporó a ABG Intellectual Property en 2019. Su experiencia laboral ha estado siempre ligada a la creación de contenidos, tanto en medios como en agencias de comunicación. Además, cuenta con una trayectoria como autor literario y musical. Es autor de las novelas, “Los Chicos del Parque” (2017) y “Condenados a Entenderse” (2019), y ha lanzado su primer álbum, “Domine”, en 2020.
Jorge Domínguez on EmailJorge Domínguez on Linkedin

Comparte este post

Share on linkedin
Share on twitter

Suscríbete a nuestra newsletter

Próximos eventos

En nuestro blog

Services